Como combinar niacinamida

Cómo utilizar el suero de niacinamida

La niacinamida es un ingrediente para el cuidado de la piel digno de su atención y su piel le adorará por utilizarlo. Entre otros ingredientes para el cuidado de la piel, como el retinol y la vitamina C, la niacinamida destaca por su versatilidad. La niacinamida es beneficiosa para casi todos los problemas y tipos de piel.

Las conclusiones que sacamos sobre cualquier ingrediente se basan siempre en investigaciones publicadas. La investigación sobre el uso de la niacinamida para la piel demuestra su eficacia, así que descubra exactamente por qué la niacinamida es un ingrediente clave en su estante de cuidado de la piel.

También conocida como vitamina B3 y nicotinamida, la niacinamida es una vitamina hidrosoluble que actúa sobre las sustancias naturales de la piel. ¿Qué hace la niacinamida? Ayuda a minimizar visiblemente los poros dilatados, cierra los poros laxos, mejora el tono desigual de la piel, suaviza las líneas finas y las arrugas, disminuye la opacidad y refuerza la superficie debilitada.

La niacinamida no sólo reduce el impacto de los daños medioambientales, ya que puede mejorar la barrera cutánea (la primera línea de defensa), sino que también ayuda a la piel a reparar los signos de daños anteriores. Si no se controla, este tipo de agresión diaria hace que la piel parezca más envejecida, más apagada y menos radiante en general.

Rutina con niacinamida

Así que eres nuevo en el cuidado de la piel. O tal vez has decidido que es hora de llevar tu rutina al siguiente nivel con algo más que un simple limpiador e hidratante. En cualquier caso, ya has investigado, has leído algunos comentarios en Internet y te has abastecido de productos que se ajustan a tu presupuesto para tratar las principales zonas que te preocupan. Ahora, sólo tienes que averiguar si los ingredientes de todas estas cremas, sueros y mascarillas funcionan de forma armoniosa.

Bienvenido a la mixología del cuidado de la piel 101. Además de elegir fórmulas para tu tipo de piel y tus problemas, es importante que todos los productos de tu rutina se complementen entre sí para que puedas ver resultados. «Mezclar ingredientes sin saber cómo actúan y con qué otros ingredientes pueden interactuar no sólo es una pérdida de dinero, sino también de tiempo. También puede llevar a la frustración si se ven menos resultados de los esperados (o si la piel se irrita)», dice la Dra. Shari Marchbein, dermatóloga titulada de Nueva York.

La irritación de la piel es otro factor importante que hay que tener en cuenta a la hora de elegir los productos de la rutina de cuidado de la piel. «La rutina de cuidado de la piel debe incluir productos que se complementen entre sí para evitar resecar, exfoliar o irritar la piel en exceso», añade el Dr. David Lortscher, dermatólogo colegiado y director general de Curology. «Más no siempre es mejor».

Capas de niacinamida

En Soko Glam, nuestro objetivo es inspirar buenos hábitos para la piel. Creemos que el cuidado de la piel es un viaje personal que debe evolucionar contigo y, con nuestros productos de confianza, estamos aquí para guiarte a través de ese proceso para que sólo tengas buenos días (de piel) por delante.

En The Klog, a menudo nos preguntan qué hacer y qué no hacer al mezclar ingredientes. Cuando se trata de ingredientes fuertes como la vitamina C, el retinol y los ácidos, solemos sugerir que se actúe con precaución, ya que pueden ser sensibilizantes por sí solos, y mucho más si se mezclan. Sin embargo, el cuidado de la piel no siempre es blanco o negro. Para algunos, como los usuarios habituales de ciertos principios activos o los que tienen tipos de piel específicos, la mezcla de activos no sólo puede ser segura, sino beneficiosa (aunque recomendamos realizar primero una prueba con un parche). A continuación, una científica de una importante empresa de belleza (echa un vistazo a su cuenta de Instagram dedicada a la educación sobre el cuidado de la piel aquí) analiza tres tipos de cócteles de vitamina C.

La vitamina C, también conocida como ácido L-ascórbico, es uno de los ingredientes para el cuidado de la piel más populares del momento, ¡y no es de extrañar! Los beneficios del ácido L-ascórbico son muchos. Está respaldado por décadas de investigación y ha demostrado ser uno de los antioxidantes más eficaces que pueden proteger la piel contra el daño de los radicales libres y diversos factores de estrés ambiental. El resultado del uso constante de vitamina C es un tono de piel más luminoso y radiante.

Combinación de niacinamida

Incluso si eres una gran aficionada al cuidado de la piel o una novata en el mundo de la cosmética, puede resultar muy confuso orientarse entre los miles de productos para el cuidado de la piel e incluso averiguar cómo y cuándo utilizarlos en tu rutina diaria.

Muchos expertos en el cuidado de la piel creen que es mejor evitar mezclar la vitamina C con la niacinamida. Este es un tema que crea mucho debate entre los expertos del cuidado de la piel, y puede que te resulte confuso a cuál creer. Algunos creen que, dado que la niacinamida y la vitamina C contienen antioxidantes, si se superponen, ambas resultarán inútiles e incapaces de actuar sobre la piel. Otros expertos opinan que este es el resultado de investigaciones obsoletas y sugieren que la combinación de estas dos potentes sustancias será muy beneficiosa para la piel. Trataremos este tema con más detalle en otra sección de la entrada de hoy.

Hay algunos ingredientes para la piel que pueden combinarse fácilmente con la niacinamida. Combinarla con retinol, por ejemplo, ha demostrado unos resultados impresionantes en la piel y un mejor acabado general del cutis.